Un grupo de pobladores y transportistas que dependen económicamente de las actividades de la Minera Autlán mantienen bloqueada la carretera federal México-Tampico, en el kilómetro 139 a la altura de la entrada a Naopa Barrio Tlaxcango, municipio de Lolotla, para exigir la intervención del gobierno estatal en el conflicto que mantiene paralizadas las labores en la mina.

De acuerdo con manifestantes, son más de 2 mil personas afectadas de la sierra hidalguense por el paro técnico de las actividades de la minera Autlán, que se mantiene desde el pasado 5 de septiembre, cuando pobladores de la comunidad de Ixcotla encabezados por el delegado Jorge García Bustos, bloquearon el acceso a la mina como medida de presión para resolver la disputa que mantienen con la comunidad de Naopa por un venero de agua.

Sin embargo, puntualizaron que los pobladores de Ixcotla también exigen a la minera apoyos como internet, despensas y la cantidad de 500 mil pesos mensuales para liberar las entradas.

Asimismo, los transportistas denunciaron que los pobladores pretenden cobrar 300 pesos por viaje para dejar que los camiones pasen por sus caminos.

Los pobladores y transportistas que mantienen bloqueada la carretera México-Tampico desde las primeras horas de este lunes, exigen la intervención del gobierno estatal para poder dialogar con los habitantes de Ixcotla y así puedan llegar a un acuerdo.

Hasta el momento no hay una mesa de diálogo, y los automovilistas son los más afectados, ya son largas las filas de transporte pesado principalmente que se han quedado varados en la carretera y no han podido llegar a su destino, ya que por las vías alternas los tráileres cargados no pueden circular.

Comentarios

comentarios