Panteón de Taxhuada en Mixquiahuala construido alrededor de una pirámide Azteca Otomí

Taxhuada es apenas una pequeña comunidad que pertenece al municipio de Mixquiahuala, sin embargo ahí se unen dos culturas para celebrar a los muertos, en medio del panteón de la comunidad, se ubica una pirámide azteca, conocida como Donijá o «iglesia vieja» en la cual investigaciones señalan se realizaba la ceremonia del «fuego nuevo».

La estructura de piedra, tiene a sus pies las tumbas de los pobladores, que en la celebración de «día de muertos» se visten de rojo y amarillo para esperar aquellos que ya partieron. Manuel Ocegura quien se encarga de la limpieza del cementerio desde hace seis años, cuenta que alrededor de la pirámide los pobladores decidieron construir el cementerio «como si quisieran que la iglesia vieja los cuidara».

Señaló que fue en los trabajos para la construcción de la barda del panteón, que se decidió utilizar la piedra de lo que aparentemente era solo un montículo, sin embargo resultó ser una pirámide, nadie entonces pensó en cambiar el cementerio, por el contrario Donijá se convirtió en el guardián de los que ya no están aquí.

Las cruces que adornan las tumbas también tienen un acompañante, una cruz grande que se ubica en lo alto del montículo, «dicen que hace muchos años la gente del pueblo las mando a poner porque en la noche se veía gente bailando en lo alto de la pirámide y ellos creían que eran los muertos que llegaban».

El cementerio es un lugar pequeño con pasillos bien definidos y tumbas arregladas. Para las festividades de día de muertos los pobladores han reforzado los trabajos de limpieza, todo debe estar arreglado para que los vivos festejen a los muertos.

La entrada principal se convierte en un templo donde se oficia una misa por el descanso de muertos, la tradición marca no sólo llevar flores, algunos también buscan convivir con sus recuerdos, llevando al cementerio los alimentos que en vida gustaban a sus familiares.

La pirámide en tanto espera sus propios festejos que llegan con la primavera, también guarda quizá la primera tumba del panteón, al encontrar en la parte norte de la plataforma de la estructura el entierro de un adulto que aparentemente fue sacrificado para la ceremonia del Fuego Nuevo.

Comentarios

comentarios