Hidalgo considerado para participar, Anuncian Nacional de Rebote a Mano

Aguascalientes será el escenario del 11 Campeonato Nacional del Rebote a Mano con Pelota Dura

La Federación Mexicana de Juegos y Deportes Autóctonos y Tradicionales informó que el municipio de Rincón de Romos, en Aguascalientes será el escenario del 11 Campeonato Nacional del Rebote a Mano con Pelota Dura, al que se darán cita las selecciones de Chihuahua, Estado de México, Hidalgo, Zacatecas y Aguascalientes.

El certamen recibirá a alrededor de 80 competidores de esta disciplina, cuya práctica en el país data de 1795, tiene similitudes con el frontón y se relaciona su práctica con el trabajo de los mineros, pues el primer patio que existió para su práctica fue en la Mina La Quebradilla en Zacatecas.

El campeonato nacional busca la reactivación y recuperación de este deporte en el país, luego de años de suspensión de esta justa, por circunstancias adversas, uno de los ganadores más recientes, en 2009, fue la representación de Chihuahua.

La disciplina cuenta con mayor arraigo y práctica asidua en los estados de Zacatecas, Chihuahua, Hidalgo, Estado de México, San Luis Potosí, Distrito Federal y Coahuila, por lo que son consideradas principalmente para participar en la siguiente edición.

Para jugar se utiliza una pelota con un peso de entre 180 y 240 gramos, forrada de cuero de venado o chivo y un guante, para proteger la mano del impacto. En los últimos dos nacionales, con sede en Chihuahua y Veracruz, se llevaron a cabo exhibiciones de este deporte, ante el entusiasmo del público asistente.

Aunque el primer patio de rebote para este deporte tradicional data del siglo XVIII, se considera que su práctica está relacionada con el juego de pelota que tuvieron como rasgo cultural común los pueblos del México prehispánico, del cual se contabilizan mil 200 estructuras para su ejecución, desde lo que ahora es el sur de los Estados Unidos hasta Centroamérica.

La cancha

El terreno mide seis metros de ancho por 12 de largo, y está marcado por medio de alambres restirados al ras del suelo. La parte más larga del terreno se divide en dos, con el fin de delimitar la zona en la cual debe caer la pelota en el saque; esto se hace por medio de una línea marcada con agua.

Por otra parte, se colocan dos placas de cemento de .30 x .30 cm., aproximadamente a un metro de la pared y que son utilizadas para botar la pelota en el momento del saque. El terreno sobre el que se juega es de tierra lo más fina posible (arcilla o cantera).

El rebote es edificado con diferentes materiales, tales como: cantera, ladrillo, block, piedra y hasta adobe, de entre 50 y 70 centímetros de ancho. Las dimensiones de la pared o rebote son de seis metros de ancho y una altura que fluctúa entre 6.5 y 12 metros.

Con el fin de limitar la parte más baja de la pared, en la cual se pueden hacer jugadas, se coloca un alambre de un extremo a otro de la pared a 20 centímetros del suelo.

Comentarios

comentarios