Al describir como histórico el esfuerzo que desarrollarán más de 300 vacunadores distribuidos en las células que se ubicarán en los hospitales COVID19, para la aplicación en la primer semana de las más de 9 mil 750 vacunas, las cuales, habrán de llegar para inmunizar a personal de la primera línea de atención a pacientes, el titular de la Secretaría de Salud en Hidalgo (SSH), Alejandro Efraín Benítez Herrera, alentó a todo el personal que tendrá la encomienda de inmunizar diariamente a 2 mil personas, a trabajar incansablemente desde un solo frente y con un solo objetivo, “Alzarse como una sola voz y una sola fuerza de ataque contra el virus que ha cobrado la vida de miles de hidalguenses”.

Como nunca antes, dijo, se ha vivido una pandemia como la que representa el SARS CoV2, lo que requiere esfuerzos como nunca antes se han realizado, en particular explicó, la gran celeridad que tiene este virus, no únicamente facilita su contagio sino su rápida mutación, lo que implica nuevos retos para todo el personal de salud.

Por ello, al lanzar el mensaje inaugural de los trabajos que forman parte de la capacitación a vacunadores que pertenecen a las diferentes instituciones del Sector Salud (IMSS, ISSSTE, SSH, SEDENA), el Secretario Estatal insistió en que el proceso en Hidalgo, además de ser eficiente, deberá ser pulcro y cristalino en el que no quepa duda de que las etapas de vacunación cumplen con una justicia social para aplicar primero a quienes exponen su vida al interior de las Unidades de Salud, tanto públicas como privadas, de esta forma, con el inicio de la vacunación el Sector y el personal de combate contra COVID, recibirá un respiro que no implica suavizar las medidas de protección.

Con la misma visión se pronunció Gisela Lara Saldaña, titular de la Unidad del Programa IMSS Bienestar y representante de la Presidencia de la República para este tema, quien reconoció en Hidalgo, uno de los Estados que por resultados anuales, se ha consolidado entre los mejores en campañas de vacunación, de ahí que expresó, tener confianza en cumplir con las metas planteadas, y que habrán de sumar al reto nacional de vacunar a más de 130 millones de mexicanos, en un periodo no máximo de ocho o 10 meses.

Insistió en que el inicio de la vacunación no implica el relajamiento de las medidas preventivas, pues la inmunidad no es inmediata ya que en el caso de Pfizer, se requiere de un refuerzo 21 días después de la primera aplicación.

Entre otros temas abordados durante la capacitación se encuentran:

  • Logística para asegurar temperatura para conservación y traslado del biológico.
  • Descongelamiento y mantenimiento.
  • Procedimiento de los módulos de vacunación.
  • Aplicación de la vacuna vía intramuscular.

A este trabajo coordinado también se sumó el Delegado Federal para el Desarrollo de los Programas Sociales en Hidalgo, Abraham Mendoza Centeno, quien adelantó, ya se trabaja en el censo para la aplicación de la vacuna en su segunda etapa que abarca a adultos mayores.

Comentarios

comentarios