Continúan las largas filas a las afueras de la terminal de distribución d la refinería de Tula Hidalgo, los choferes esperan  más de 12 horas para poder  ingresar para cargar combustible.

Las pipas provenientes  principalmente de los estados de  Guerrero,  Guanajuato, Jalisco, Michoacán y estado de México, acuden a la refinería de Tula ya que las terminales  de distribución en sus zonas de origen continúan sin el combustible para poder abastecerse.

“Vengo de Guerrero, la terminal que me queda cerca es la de Toluca, pero de haya nos envían para acá porque no hay combustible  en Toluca”, señaló uno de los choferes que lleva varias horas en espera de poder ingresar para cargar Diésel.

A un costado de la carretera federal Jorobas Tula,  está la larga fila de más de un kilómetro de largo, ahí los choferes esperan que anochezca para poder ingresar, ya que durante el día son cargadas  las pipas de Pemex y durante la noche las particulares.

Estas largas fila iniciaron a principios del mes de enero, y hoy un mes después, el desabasto de combustible continua en varios estados de la república, generando exceso de unidades esperando cargar hidrocarburo en la periferia de la refinería de Tula.

Comentarios

comentarios